Guía de viaje a Islandia

Europa islandia
on
3 marzo, 2019

La elección de viajar a este país surgió viendo un reportaje en la televisión. Había oído hablar muy bien de Islandia y siempre lo había tenido en la cabeza. Un día hablando con mi amigo Raúl, salió una conversación sobre Islandia. Él es un enamorado de la naturaleza y sus paisajes y además le encanta viajar. Cuando nos dimos cuenta estábamos planeando el viaje.

Poco más de un mes antes del viaje, se lo comenté a otro amigo, Santi. Le propuse que se apuntara y no dudó ni un segundo. Lo gracioso es que Raúl y Santi ni se conocían, de hecho uno es de Madrid y otro de un pueblo cercano al mío. Les tocó conocerse en el aeropuerto jeje.

Planeamos la ruta durante una semana más o menos. No nos costó mucho decidir lo que queríamos hacer, hicimos un poco los deberes y bueno… En nada tuvimos organizado todo el viaje.

Si te apetece conocer algunos consejos y datos prácticos para visitar Islandia sigue leyendo. En el próximo post te enseñaré nuestro itinerario por Islandia  durante nuestro viaje.

Antes de empezar… pongamos en contexto al país jeje.

Islandia se sitúa al norte de Europa, en una pequeña isla con poco más de 350mil habitantes. Su capital es Reikiavik, situada al sudoeste de la isla, con alrededor de 122mil habitantes. A este país se le conoce como “la tierra de hielo y fuego”, debido a sus paisajes llenos de glaciares, volcanes y una naturaleza en sí que te deja alucinando.

¿Cuál es la mejor época para visitar Islandia?

En realidad depende mucho del tipo de viaje que cada uno quiera realizar. En Islandia el clima y las horas de luz varían muchísimo según la época en la que se viaja.

Las temperaturas en invierno rondan los 0 grados de media, aunque es cierto que en zonas más extremas se pueden alcanzar los -25 grados. En esta época hay muy pocas horas de luz, entre 3-5h máximo, por lo que es más fácil ver la Aurora Boreal. Por contra, en esta época hay muchas carreteras cortadas por hielo y nieve y es imposible acceder a muchos puntos turísticos. 

Sucede al contrario en verano, en esta estación las horas de luz diarias rondan las 20h, sobretodo en agosto. Eso hace que sea casi imposible ver las auroras boreales. La parte positiva es que se puede acceder a todas las atracciones turísticas sin problemas de carreteras cortadas. Aunque también hay parte negativa, los precios suben y el turismo también, en mi opinión demasiada gente.

Nosotros fuimos en temporada media, en octubre. Era otoño y las temperaturas rondaban los 18-20 grados de máxima y los 0 grados de mínima.

Creo que es la época perfecta ya que no había mucho turismo, los precios eran más bajos que en verano, no había aglomeraciones de gente para visitar los sitios turísticos… Lo mejor, unas 12 horas de luz diarias para aprovechar bien y claro… la opción de ver la Aurora Boreal.

Algo muy útil y  a tener en cuenta si quieres estar informado de si hay o no auroras boreales es Aurora Forecast. Es una app para el móvil que te dice a qué hora, cuándo, dónde, qué potencia y con qué probabilidad se puede ver la aurora boreal. ¡¡Una pasada!! No es la única app pero es la que utilizamos nosotros durante el viaje y fue genial.

¿Qué moneda utilizan?

En Islandia tienen su propia moneda, la Corona Islandesa y su equivalencia al Euro es 1€ = 133isk. Bien es cierto que hay ciertos lugares donde se puede pagar en euros y no necesitas cambiar dinero, aunque yo recomiendo pagar con tarjeta directamente. Siempre se pierde algo de dinero en las casas de cambio por la comisión. Lo mejor es contar con tarjetas que no cobren comisión y puedas sacar dinero de forma gratuita como Bnext.

También es muy recomendable llevar tarjeta de crédito. En algunas ocasiones, para alquilar un vehiculo, te la pueden pedir. En nuestro caso con la tarjeta de débito fue suficiente, pero hay que tenerlo en cuenta.

¿Qué documentos necesito?

Para entrar en la isla no necesitaremos más que nuestro DNI español. De todas formas, si que recomiendo llevar el pasaporte para cualquier emergencia o imprevisto, además de llevar siempre encima alguna fotocopia de los documentos. Nunca se sabe que puedes pasar y siempre es mejor prevenir que curar jeje.

¿Dónde comer?

Comer en Islandia resulta caro por lo general y si ya lo haces en restaurantes…. carísimo. Pero tranquilidad.. !!HAY OPCIONES ASEQUIBLES!!

Se puede sobrevivir de supermercados. Bonus (es un supermercado con el logo de un cerdito rosa) por ejemplo lo encuentras por todo el país. Los alimentos son más caros que en España pero tampoco es algo desorbitado.

También se puede comer en las gasolineras, ofrecen un menú relativamente asequible, sobre los 10-12€. Normalmente con alguna sopa, perritos calientes o hamburguesas con patatas y bebida. Es una buena opción, no pierdes tiempo y gastas poco.

Un imprescindible vayas con el presupuesto que vayas es el Baejarins Beztu Pylsur. Un puesto callejero situado en Reikiavik, al lado del Hotel Radisson Blue 1919. Ahí se encuentran los mejores perritos calientes de Islandia o al menos eso dicen jeje.

Están muy buenos, tienen una especie de salsa marrón increíblemente adictiva jajaja. Son bastante baratos a comparación con el resto de comidas, sobre 3-4€.

El perrito caliente es una de las comidas que están en todos los lados, es económico y sirve para salir del paso muchas veces.

Islandia cuenta con muchos platos típicos a base de pescado y carne, viven de la ganadería y la pesca en gran parte del país. Hay un par de platos típicos que llaman la atención, uno hecho a base de cabezas de cordero y otro que consiste en carne de tiburón fermentada (Hakari). Esos son para los más valientes jeje.

En cuanto a la bebida, en particular con el agua no tendrás ningún gasto si no quieres. El agua del grifo es potable además de estar considerada como una de las más buenas del mundo.

¿Lo tuyo es la cerveza? pues estás de suerte, las tienen de muy buenas y las venden en cualquier supermercado de Islandia. Si eres más de salir por ahí a tomarte unas cervecillas, aprovecha la “Happy hour”, ahorrarás mucho. El precio que te puedes encontrar a cualquier hora es de 10-14€ por una cerveza.

Si hablamos de bebidas alcohólicas de alta graduación, no se puede comprar en supermercados. Se venden en licorerías donde debes enseñar el pasaporte.

¿Cómo moverse?

Si tu idea es simplemente la de visitar la capital (cosa que no recomiendo en absoluto), no necesitas un transporte, no es muy grande y se puede recorrer andando fácilmente.

De lo contrario, si tu intención es la de recorrer la isla o parte de ella, lo mejor es alquilar un coche sí o sí. Es la más útil para acceder a todas partes, a tu aire, sin horario ni prisas.

Hay numerosos tipos de vehículos para alquilar pero aquí te dejo cuales son las mejores opciones en mi opinión.

  • Autocaravana o Campervan

Un buen método para recorrer el país y no gastar en alojamiento. Suelen estar equipadas con una mini cocina, cama e incluso Wifi. Aunque resulta algo más caro que un coche normal.

  • 4×4

Con estos vehículos se recorre la isla sin problemas. Llegas a zonas inaccesibles para los coches normales. Esta fue la opción que elegimos  para nuestro viaje y no nos arrepentimos en absoluto.

Reservamos el coche desde España antes del viaje. Lo recogimos en las oficinas del aeropuerto de Keflavik.

– El precio de alquiler de nuestro Suzuki Jimmy (aunque realmente tuvimos suerte y nos dieron un Dacia Duster ya que no disponían del Suzuki Jimmy) durante 11 días fue: 450€

En Islandia no hay ferrocarriles así que descarta esta opción. Pero… no te preocupes, lo que si que hay es autobús desde Reikiavik, tiene 28 líneas y es muy útil para visitar otras ciudades, aunque no te servirá para acceder a la mayoría de cascadas, volcanes y demás.

La forma más barata de viajar es haciendo autostop, sobretodo en temporada alta, ya que hay mucha más afluencia de turistas y es muy probable encontrar a alguien por la carretera. Por el contrario, no es buena idea hacerlo en temporada temporada baja o media, con mala suerte no encuentras ningún coche.

La opción de ir moviéndote en taxi siempre está ahí, pero a mi parecer es una locura y un gran gasto. Otra opción de volar de Reikiavik a Akureyri, aunque no es barato. Si dispones de tiempo suficiente, es recomendable el coche.

Un dato importante a tener en cuenta es, que la mayoría de las gasolineras funcionan con tarjeta de crédito/débito y no aceptan efectivo. El funcionamiento de los expendedores de gasolina es algo complejo. No calcules por lo alto a la hora de echar gasolina, ya que te cobrarán de más y no te lo volverán a ingresar hasta casi pasada una semana. Es decir, si tienes que echar gasolina y no sabes si 30€ o 40€, opta por 30€, de lo contrario si echas 40€ y resulta que solo caben 30€, te cobrarán 40€ y los 10€ sobrantes tardarán en reingresarlos.

Salud y vacunas

En cuanto al tema de vacunas, comentar que no hay ninguna que sea obligatoria ni recomendada para los españoles a la hora de visitar el país. 

A pesar de esto, puedes tener otro tipo de contratiempos que te hagan acabar yendo al médico. Dependiendo de la época en la que viajes al país, te encontrarás con un clima más o menos impredecible y con probabilidad de heladas en las carreteras, nieve, etc. Por lo que no puedes olvidar viajar con tu Tarjeta Sanitaria Europea. Si aún así quieres viajar con más tranquilidad, lo mejor es que contrates un seguro de viaje. A través de este link podrás contratar tu seguro de viaje Mondo con un 5% de descuento. 

¿Qué tipo de enchufe utilizan?

Bueno, en cuanto a la electricidad, los españoles no tendremos ningún problema, ya que en Islandia, en todo el país, utilizan el mismo tipo de enchufe que en España.

¿Dónde dormir?

Hay muchas opciones para dormir en Islandia, la isla está llena de hostels y hoteles donde pasar la noche.  Recomiendo que sí, tenedlos reservados con antelación. Es un país caro y los precios de última hora pueden subir y encarecer tu presupuesto. Hay que tener en cuenta que pese a que la isla ofrece muchas opciones de hospedaje, el turismo que reciben es 10 veces mayor que su población, por lo que es fácil que los hoteles se agoten con facilidad.

Si por el contrario eliges la opción de viajar con campervan (furgoneta para uso campista) o autocaravana, no necesitarás gastar dinero en alojamiento. Hay muchos lugares acondicionados donde poder pasar la noche si tu medio de transporte es este.

También existe la posibilidad de acampar, es la forma más barata de viajar sin gastar en alojamiento. La pega que tiene, es que no lo podrás realizar en los meses de invierno por las nevadas y el hielo.

Nosotros nos decantamos por guesthouses y algún hostel, unas opción asequible. Al viajar con 2 amigos, creímos que una habitación para los 3 era la opción que más nos convenía. 

Como en la mayoría de mis viajes, reservé todos los alojamientos a través de la plataforma Booking.com. (Recuerda que con este link tendrás un descuento de 15€ en tu próxima reserva).

El desayuno no estaba incluido en ninguno de los alojamientos. Pero sí contaban todos con una buena cocina, equipada con todo lo necesario.

Un dato a tener muy en cuenta es, el hecho de que muchos alojamientos no incluyen las sábanas en el precio, de modo que es mejor llevar sacos de dormir o tus propias sábanas. Aunque sí tienes la opción de pagar por las sábanas en la mayor parte (pero no todos) de alojamientos.

– Ahora sí, aquí te dejo una lista de los sitios donde nos alojamos:

 

Hasta aquí la Guía de viaje a Islandia. Espero que te haya servido para poder organizar tu viaje a este país que no te dejará indiferente.

TAGS
RELATED POSTS
2 Comments
  1. Responder

    Javier

    17 mayo, 2019

    Hola, tengo una duda se puede viajar a islandia con tarjeta de debito unicamente o es necesario una tarjeta de credito?, tanto para el alquiler del coche como para lo demás con la de debito es suficiente o no?

    Un saludo

    • Responder

      Sandra

      24 julio, 2019

      Lo primero, muchísimas gracias por leernos. En cuanto a las tarjetas, los pagos se pueden hacer con las dos, es indiferente.

      Un saludo

LEAVE A COMMENT

¿A dónde quieres ir?
Nosotros
Sandra y Jorge

O mejor dicho Morsi e Insa jeje. La obsesión por viajar nos llevó a conocernos. Gracias a esa pasión en común, hemos creado este rinconcito donde contar y expresar lo que más nos gusta, recorrer el mundo. Entre los dos sumamos más de 46 países visitados y… en camino vamos de que sean muchos más.